Etiquetas

, ,

Jair Pérez Brañez (*)

Fiesta de Cruces en Casablanca (Jauja)

La devoción a la cruz llegó al nuevo mundo con los españoles, quienes imponen sus festividades en América, avivados, entre otros, por los concilios limenses. En ese sentido, el 3 de mayo occidental, que celebra el supuesto hallazgo del madero donde se crucificó a Jesús, es trasladado y superpuesto sobre la festividad prehispánica denominada Hatun Aymoray Quilla, que era la fiesta que celebraba la cosecha del maíz: mamasara o saramama [1]. Así, pues, la celebración de la fiesta en honor de la Cruz de Mayo llega a la actualidad cargada de ese sincretismo que ha conjugado dos tradiciones, la andina y la occidental.

La fiesta de la Cruz de Mayo


Fiesta de Cruces en Casablanca (Jauja) 2Estas festividades se pueden presentar de diferentes maneras, sin embargo, voy a relatar esquemáticamente la celebración más tradicional en los poblados rurales. Días antes de la fecha central, los pobladores van a traer la cruz del cerro más cercano que es, generalmente, el lugar donde la ubican. Salen hacia dicho lugar con músicos, en marcha encabezada por los priostes o personas que tienen los cargos directivos para la festividad. Al traer la cruz al pueblo van haciendo paradas denominadas descansos, entonces se baila y se bebe.
Ya en el pueblo la cruz se limpia, se repara, se le da mantenimiento, al igual que a la capilla donde ésta va esperar el día central. Así, los pobladores comienzan a velar la cruz, esperando en vigilia hasta la víspera; bandas musicales, fuegos artificiales y mucha bebida acompañan la celebración hasta la llegada del alba.
En el día central se oficia una misa. Las familias que tienen cruces llevan las suyas para reunirlas debajo de un arco adornado con frutas, flores y productos cosechados, en clara referencia a la abundancia y a la productividad.
Terminada la misa, comienzan las celebraciones, se presentan comparsas de chonguinos, shapis, capitanía [2], etc. (danzas del valle del Mantaro que acompañan toda festividad popular, tienen origen republicano y colonial), Los priostes o encargados brindan alimentos. Posteriormente, se procede a la repartición de los cargos para el año siguiente. Al día siguiente se lleva la cruz nuevamente al cerro, para que cuide a la comunidad todo el año hasta que baje nuevamente en mayo. Sin embargo, en todo el valle hay variaciones de esta celebración, pues en el casco urbano, cada calle también realiza la festividad en honor de su propia cruz. Del mismo modo, los mercados y los barrios; centrándose la celebración en una o dos cuadras.
Una cartilla del Museo Nacional de Cultura Peruana (Kelly Carpio Ochoa. Los símbolos de la pasión en las cruces andinas. (Lima, Museo Nacional de Cultura Peruana, 1999), manifiesta que una Cruz de Mayo está compuesta por los siguientes elementos:
318436_101378213307709_1896957595_q1. El cáliz: Representa el rito de la última cena y la comunión de los cristianos.
2. El hisopo: Fue mojada en vinagre con agua y aproximada a Cristo cuando manifestaba tener sed.
3. El cráneo con dos tibias cruzadas: Símbolo de la muerte, del triunfo de Cristo y consecuentemente de su resurrección.
4. La columna: Elemento arquitectónico al cual Jesús fue atado en el momento de la flagelación.
5. La corona de espinas: se colocó sobre la cabeza de Cristo en son de burla como símbolo de Rey de los judíos.
6. El corazón: símbolo de Cristo.
7. La bolsa con 30 monedas: símbolo de la tradición de Judas.
8. El látigo: instrumento empleado para flagelar a Cristo antes de ser crucificado.
9. Los dados: representan el juego de azar que emplearon los soldados romanos para repartirse las vestiduras de Cristo.
10. La escalera: instrumento utilizado para bajar a Cristo de la cruz.
11. La espada: instrumento con el que Pedro le cortó la oreja a Malco, siervo de Caifás, en el momento del prendimiento.
12. El gallo: simboliza la negación de Pedro, antes que el gallo cante dos veces, el apóstol niega tres veces a Cristo.
13. La lanza: arma con la cual el soldado romano Longino verificó si Cristo estaba vivo o muerto, perforándole el costado derecho.
14. La mano: representa la bofetada que recibió Cristo de uno de los alguaciles de los judíos que estaba a su lado, ante una respuesta dada a Caifás.
15. El martillo: instrumento que se utilizó para clavar a Cristo en la cruz.
16. El paño: tela con la que limpian el rostro a Jesús.
17. La paloma: representa al Espíritu Santo.
18. El sol y la luna: elementos que explican el eclipse solar que se produjo al momento de la crucifixión.
19. Las tenazas: instrumento utilizado para sacarle los clavos a Cristo.
20. La trompeta: símbolo del juicio final.
21. La túnica: traje utilizado por Cristo, que simboliza la Pasión. [3]

———————————————————————————————————

(*) Universidad Nacional Mayor de San Marcos
[1] Al respecto ver Federico Schwab, Teoría e Investigación del Folclore (Lima, UNMSM, 1993). Sobre religiosidad andina, consultar: José María Arguedas, Formación de una Cultura Nacional Indoamericana (México, Siglo Veintiuno editores, 1975); Mircea Eliade, Lo sagrado y lo profano (Barcelona, Editorial Labor, 1992); José Luis Gonzales, El Huanca y la Cruz (Lima, TAREA, 1989); y, Félix Huamán Cabrera (y) Carmela Abad Mendieta, Wankamayo: Lecturas del Departamento de Junín (Lima, Editorial San Marcos, 1996); Leonardo Rosales Chaves, La Cruz del Sur: Una constitución Rectora. (Huánuco, Ediciones e Impresiones Siglo, s/f); José Sabogal, El Desván de la Imaginería Peruana (Lima, BCRP-Fondo Editorial, 1988).
[2] Los chonguinos, shapis y capitanía son danzas del valle del Mantaro que acompañan toda festividad popular, tienen origen republicano y colonial.
[3] Kelly Carpio Ochoa. Los símbolos de la pasión en las cruces andinas. (Lima, Museo Nacional de Cultura Peruana, 1999).

Anuncios