Etiquetas

Por: Jorge Durán (*)

Diario Huánuco

 

“Existir; situación involuntaria provocada por todos los reflejos  orgánicos  que persisten en seguir el ritmo de la vida  al margen de cualquier lugar concreto o dimensión material demarcada por las matemáticas irracionales del amor”.

Visito una tienda de remates y mis ojos están en venta desde hace meses

que te confundo con el único sonido que me invita  a la digestión

y con la imagen que me detalla este Viacrucis de todos los días

en que sale el sol por un lado de Huánuco y alumbra por el otro

donde mi sombra es a la vez mi cuerpo, el cuerpo de estas ideas revolucionarias

que se desprenden de mi techo y que desaparecen al amanecer.

Y… hay que ser positivo compadre,

hay que tener estómago para estas cosas,

voluntad, el individuo y la integridad del ser

Krishna, Zaratrusta, Jesús, Buda, Li Po, Confusio…

Y esa música que viene como un río amazónico

penetrando este cosmos reencarnado de un animal que se extinguió

hace millones de años y que esperó esta  jugarreta  del destino

para coincidir  exactamente con la existencia de tus pasos …

Y ahora que salgo de la tienda y que Huallayco no progresa

por culpa de la bilis que corre conmigo todas las mañanas

para bajar esos kilos de corazón, que la razón no lo permite…

Se entretienen dos gandolas en el precipicio de la memoria

que te ha particularizado al extremo

y te ha hecho un altar en Amarilis, al pie de los pétalos que jamás formaron parte

de las rosas…

Visito una tienda de remates y  mis manos han sido compradas desde hace meses

que te he encontrado en cada uno de los tomos de este libro que mis sábanas escriben

cuando la noche es tan pequeña que no cabe  en el sueño

de tenerme lejos de ti,  como antes de los buses y  de los lugares donde no

habitaba la distancia.

——————————————————————————————————–

(*) UNMSM.

Anuncios